Banner Superior

header ads

2024 y el fenómeno de la catástrofe solar



  Según un reciente estudio de la Universidad de Colorado, EEU, la NASA, en conjunto con varios departamentos de investigación de prestigio, dentro de 10 años, en 2024, existe una remota posibilidad de que una tormenta solar extrema alcance al planeta tierra.  Afirman que existe un 12% de posibilidades reales de que una nube procedente de una tormenta energética procedente del sol podría impactar de lleno contra la atmósfera, de una fuerza similar a la que se produjo en el año 2012, cuando se temía el famoso efecto que dejaría a la humanidad al borde de una catástrofe tecnológica.
  El 23 de Julio de 2012, una poderosa eyección de masa coronal atravesó la órbita de la tierra, fruto de una explosión de una tormenta solar que podría haber emergido a la humanidad en una nueva "era del medievo" según algunos estudios realizados si el planeta Tierra se hubiese encontrado en ese momento en esa posición exacta de su órbita. Daniel Baker, coautor del estudio plblicado en la revista "Clima Espacial", argumentó que "si nos hubiera golpeado, todavía estaríamos recogiendo los pedazos en nuestra cultura".

  La potencia energética de dicha tormenta solar extrema, así como sus consecuencias podrían ser incalculables por medios de aritmética de cálculos comunes. Este efecto comienza con una llamarada solar en el dosel magnético de una mancha solar. La radiación de los rayos ultravioleta, en un grado de fuerza extrema, llegan a la tierra a la velocidad de la luz. Esto produce una ionización de las capas superiores de la atmósfera, de una potencia tal que podría interferir y producir errores en los sistemas de navegación GPS y transmisiones de radio, por lo que las consecuencias en la aeronáutica y las comunicaciones serían catastróficas.

 Tras la ionización principal, aparecen las partículas energéticas de alta densidad, capaces de electrificar satélites y dañar componentes electrónicos de gran tamaño. posteriormente, la eyección de masa coronal principal, con nubes de mil millones de toneladas de plasma solar magnetizado, podría provocar apagones generalizados y subidas de tensión en estaciones eléctricas, por lo que podría inhabilitar cualquier dispositivo conectado a la red eléctrica doméstica.

  Por otra parte, Pete Riley, físico de Predictice Science, comenta que "Las probabilidades de que ocurre esta tormenta perfecta son muy altas, es una cifra preocupante" haciendo referencia a los datos ofrecidos según los cálculos de la NASA, que afirman que dichos cálculos se han corroborado en diversas pruebas de repetición. ¿Ocurrirá dicha tormenta perfecta? y en el caso de que ocurriese ¿Volverá el planeta tierra a estar fuera de su alcance?

Publicar un comentario

0 Comentarios